• Instituto Sonorense de Cultura

  • 01 (662) 212 6570 y 01 (662) 212 6572
  • culturasonora@isc.gob.mx

Reseña sobre panel Fotoperiodismo y fotografía documental

Reseña sobre panel Fotoperiodismo y fotografía documental

  • En la transmisión en vivo, artistas y fotógrafas de diversos contextos y espacios entablaron un diálogo en torno al concepto de fotoperiodismo.
  • El fotoperiodismo está, además de en las publicaciones periodísticas, en publicaciones sobre espectáculos, cultura y de tipo documental.

Hermosillo, Sonora, 02 de octubre 2020.- La fotografía, como cualquier otra expresión artística, es capaz de manifestarse en distintos espacios y en una gran cantidad de géneros, formas, miradas y colores, lo cual se refleja en la fiesta de la imagen FotoSonora 2020.

Este primero de octubre se realizó el panel Fotoperiodismo y fotografía documental con la participación de fotógrafas y periodistas dedicadas al estudio y manejo del mismo arte como expresión social.

Las panelistas fueron Anny Peñuñuri, fotógrafa de El Sol de Hermosillo; Julia Astrid Enríquez, fotógrafa profesional, Valeria Arendar y Hanna Quevedo, fotodocumentalistas independientes, y Nayeli Cruz, corresponsal de El País, bajo la moderación de la fotógrafa y gestora cultural, Edith Cota y Alina Martínez Ceballos, jefa del Departamento de Artes Visuales del ISC.

Anny Peñuñuri, fotógrafa egresada de la carrera de Ciencias de la Comunicación por la Unison, compartió sus experiencias dentro del mundo del periodismo de espectáculos y cultura. Además de desarrollarse como fotoperiodista del periódico local El Sol de Hermosillo, se ha dedicado a la difusión y fotografía de eventos desde su proyecto “Cada evento Hermosillo”, una página que, en colaboración con el fotógrafo Carlos Villalba, se inclina a la promoción de eventos culturales en la ciudad.

“Durante la pandemia he podido desarrollar ese ojo foto periodístico que me ha llevado hasta las experiencias que he vivido. La contingencia ha significado para mí la intuición de salir a buscar la nota a donde quiera que sea”, explicó.

Julia Astrid Enríquez, reportera y fotógrafa, ha impulsado su carrera hacia la estética de la fotografía de bodas a partir de un acercamiento documental. Los caminos la han llevado a explotar el género de la fotografía de calle en el país.

“Se trata de difundir la vida cotidiana, de practicarla al mismo tiempo, de adentrar (nos) (me) en las manifestaciones sociales de allá afuera”, comentó. Bajo el brazo carga un proyecto que le ha permitido difundir la fotografía de calle misma, así como el trabajo de fotógrafos emergentes. “Es un estilo, un estilo libre que me permite sentir la vibración de la ciudad, la energía de la gente, y acercarme a ellos”.

Por otra parte, Valeria Arendar, artista egresada de la Escuela Activa de Fotografía y licenciada en Comunicación Social por la UAM, quien ha participado en diversas exhibiciones en la Ciudad de México y en países como Guatemala, Canadá y Georgia, además obtuvo el segundo lugar en el Concurso de Fotografía Nacional de Derechos Humanos. Su trabajo fotográfico ha sido publicado en la revista Chilango y en el Senado de la República. Es profesora de la Escuela Activa de Fotografía. El proyecto que la trajo al panel Fotoperiodismo y fotografía documental se titula “Dos veces María”. Hija de exiliada política argentina, los esbozos del trabajo de Arendar surgen a partir “de diversos cuestionamientos que le hice al archivo familiar, y de cómo tratarlo, cómo puedo hacer fotografía y memoria”, explicó. Para Arendar, revisitar el archivo es un fenómeno que se manifiesta en distintos planos de la vida social, institucional, cultural y el subjetivo: “los sueños, los relatos, los cuentos familiares, las llamadas telefónicas. La intención que yo tengo [con el proyecto] es que a partir de las fotografías, así como yo, cada persona consiga poder formularse sus propias preguntas que le permitan avanzar a un ejercicio reflexivo sobre su propia memoria y el compromiso político con la historia”. “Dos veces María” de Valeria Arendar propone la resignificación y reafirmación de la identidad y la memoria.

También como fotodocumentalista independiente se encuentra Hanna Quevedo. Ella es fotógrafa artística por la Escuela de Artes de Santelmo y cuenta con estudios en filología hispánica y ciencias de la comunicación en Málaga. Su experiencia profesional la ha construido desde su natal España hasta puntos como Guadalajara (México), Denver y diversas locaciones de los estados vecinos de la frontera. (Estados Unidos). Tuvo la oportunidad de colaborar en diversas publicaciones en medios como VICE y ser parte de varios eventos artísticos. Su trabajo fue seleccionado en la Segunda Bienal de Fotoperiodismo Cultura y Espectáculos Iberoamérica. Su proyecto actual se enfoca en su fotolibro en dueto con Hydra Fotografía. En sus andanzas por Estados Unidos, además de la fotografía en medios como el San Francisco Weekly, cosechó los frutos de la experiencia educativa, el acercamiento a la enseñanza: “Me gusta mucho [la enseñanza], los medios, y trabajar como fotoperiodista”, comentó. “Mi proyecto se trata de involucrarme en las raíces naturales, en las de la Ciudad de México, asimismo, las raíces familiares” y aunado a su trabajo en la enseñanza sugirió: “Enseñar es nuestra pasión, es que los estudiantes jueguen con nuevos aprendizajes y conocimientos”.

Finalmente, Nayeli Cruz, fotógrafa corresponsal del periódico El País, añade una nueva voz al diálogo. Además de contar con la licenciatura en psicología por la UNAM, estudió el seminario de Producción Fotográfica en el Centro de la Imagen, ha participado en diversas exposiciones colectivas en México, ganó el segundo lugar en el Concurso Latinoamericano Fotógrafas Latinoamericanas, y su trabajo ha sido exhibido en Colombia y Nueva York, y publicado en distintos portales electrónicos. Su proyecto lo podemos ver día con día en el fotoperiodismo que practica en El País.

 

Como dos colegas panelistas, ella ha vivido, pues, la experiencia de contribuir al Centro de la Imagen y participar en diversos seminarios: “El aprendizaje, cuando se realiza de manera horizontal y tienes la inquietud de conocer qué realizan tus compañeros, resulta muy grato”, comentó al respecto. Y en cuanto a su postura hacia la profesión del fotoperiodismo puntualizó: “La fotografía hay que vivirla e involucrarte con ella. Dicen que hay que tener una postura objetiva [con el fotoperiodismo], pero yo no estoy de acuerdo. Estás viviendo el presente, te haces parte del momento que estás reportando, de las experiencias mismas”.

Dadas las condiciones de la situación en el país por la contingencia sanitaria, el programa de FotoSonora 2020 está disponible en el sitio www.isc.sonora.gob.mx/fotosonora2020 y en las redes sociales: Facebook @ArtesVisualesISC y el Instagram @FotoSonoraISC.